¡Tanta rabia!

Rabia.

Dolor.

Indignación.

Impotencia.

A estas horas TODAS sentimos esto y más,  y muchos todos también.

No hace ni un mes estábamos reivindicando en las calles contra la violencia de género, esa violencia machista que nos lleva de una en una al matadero sin que parezca que hay nadie interesado en pararlo.

No hace ni un mes que ella, Laura, se trasladó a Huelva, a trabajar en un Instituto, no hace ni un mes que dejó atrás provisionalmente a su familia, novio, amigxs, sitios conocidos, zona de confort, para ir tras su sueño, para ir tras lo que tanto le gustaba…no hace ni un mes.

Sueños, planes, futuro.

Todo aquello que le han arrebatado de un zarpazo. Alguien decidió que había llegado su hora, alguien se creyó en el derecho de asaltarla, violarla, asesinarla y dejarla tirada en mitad del monte, alguien que por supuesto pensó que era lo que le apetecía y punto.

Y tras eso llega la rabia, una rabia desatada, furiosa, sin límites que pide a gritos que esto pare de una vez, que se tomen en serio que nos están matando, que las mujeres no desaparecemos ni nos morimos violentadas, nos desaparecen y nos violan, nos asesinan impunemente y sin consecuencias.

Hoy no es un buen día, ni mañana, ni pasado, ni ninguno si cada vez que ponemos un pie en la calle tenemos que ir mirando y vigilando por si alguien se nos acerca de sopetón y decide que es su tarde de disfrute.

Para colmo estoy harta de escuchar hablar a los políticos esta mañana (y lo pongo en masculino) de que tenemos una maravillosa ley del 2004…y bla, bla, bla.

Les voy a decir yo para que sirve su maravillosa ley del 2004: PARA NADA.  El día que tomen conciencia de que redactar una ley no nos protege mágicamente, de que si no se cumple, no se dota presupuestariamente, no se obliga a formar a lxs profesionales en violencia de género, se sigue sin sancionar la publicidad machista y cosificadora, se sigue sin incluir mujeres en los libros de texto, se sigue ocultando en los medios de comunicación tras titulares que dan asco y se sigue sin tener castigos ejemplares entre otras cosas, puedes redactar cuantas quieras, servirán para lo mismo: PARA NADA

Volveremos a salir a las calles, volveremos a llorar, a gritar, a parar el mundo si es preciso, una y mil veces, lo haremos hasta que dejen de tomarse a risa los asesinatos, a comparar las víctimas con las denuncias falsas, a acosarnos en redes sociales por defendernos unas a otras y no pararemos hasta vernos libres!

Nos queremos libres y no valientes, queremos volver a casa sin pensar en que nos van a hacer daño, sin pensar en si llevo una u otra ropa, sin mirar al suelo, sin llevar las llaves a modo de arma en la mano, sin llevar el móvil como escudo, sin buscar las zonas de luz…simplemente siendo como somos, con derecho a ir por donde nos dé la gana, vestidas como queramos, a la hora que queramos, en el estado que queramos y sin que NADIE nos juzgue, nos diga o desdiga, nos insulte o pretenda utilizarnos como un juguete sexual y después en el peor caso, acabar con nuestra vida.

Ojalá Laura sea la última ❤

#Niunamás #Niunamenos #violenciadegénero #violenciamachista

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto:
search previous next tag category expand menu location phone mail time cart zoom edit close